Las berenjenas – Solanum melongena

planta berenjena

Cultivar la planta, conocer los frutos y cómo cocinar la berenjena

El fruto de esta planta tiene muchas propiedades: Contiene Vitamina A, B1, B2, C, ácido fólico, lo que ayuda a reforzar el sistema inmunológico. Es importante cocinarla bien y no comerla cruda, pues pertenece al grupo de las solanáceas.

NOMBRE CIENTÍFICO: Solanum melongena

Nombres en diversos idiomas:

  • Español: berenjena
  • Inglés: aubergine, egg-plant
  • Francés: aubergine
  • Alemán: aubergine, Eirfrucht
  • Italiano: melanzana, petonciano

DESCRIPCIÓN

¿Cómo es esta especie?

Presenta tallo erecto, velludo y ramificado. Puede ser espinoso, con una altura que varía entre los 3 y los 6 cm.

Las hojas son grandes y con el envés cubierto de un vello gris; los nervios de las hojas tienen pequeñas espinas.

Flores de la berenjena

Las flores son péndulas, grandes y de color violeta de 5 cm de ancho en promedio; tienen forma de estrella de 5 hasta 8 puntas, e igual número de estambres. El cáliz, espinoso y con 5-9 lóbulos, perdura y crece mucho durante el desarrollo del fruto.

Flores de las Berenjenas
Flor de la berenjena

Descargar la fotografía de la Flor de la berenjena

Frutos de la planta de la berenjena

Las berenjenas miden de 5 a 30 cm de longitud y son de forma cilíndrica o alargada en la mayoría de los casos. Su piel es lisa, brillante y de colores diversos: blancas, púrpuras, negras, amarillas y rojas o de colores mezclados, sobre todo blanco, negro, morado y verde. La pulpa es consistente, de textura esponjosa, de color blanco, tiene cierto sabor amargo, presenta pequeñas semillas de color amarillo. Se encuentra todo el año al ser cultivado en época de bajas temperatura en invernadero.

Berenjenas moradas
Frutos de las berenjenas

Descargar la fotografía de la Berenjena en la planta

En la piel del fruto se han identificado antocianinas (flavonoides), pigmentos que le confieren el color morado.

Tabla nutricional

Berenjena cruda
(con cáscara)
Valor nutricional por cada 100 g
Energía 20 kcal 100 kJ
Carbohidratos5.7 g
 • Azúcares2.35 g
Grasas0.19 g
Proteínas1.01 g
Agua93%
Tiamina (Vit. B1)0.039 mg (3%)
Riboflavina (Vit. B2)0.037 mg (2%)
Niacina (Vit. B3)0.649 mg (4%)
Ácido pantoténico (B5)0.281 mg (6%)
Vitamina B60.084 mg (6%)
Ácido fólico (Vit. B9)22 μg (6%)
Vitamina C2.2 mg (4%)
Calcio9 mg (1%)
Hierro0.24 mg (2%)
Magnesio14 mg (4%)
Manganeso0.25 mg (13%)
Fósforo25 mg (4%)
Potasio230 mg (5%)
Zinc0.16 mg (2%)
% CDR diaria para adultos.
Fuente: Base de datos de nutrientes (USDA)
Berenjenas moradas

VIDA Y CULTIVO

¿Cómo viven y se cultivan las berenjenas?

Se deben plantar las semillas de las berenjenas en unas macetas en el interior a principios de la primavera y en una tierra con compost, procurando mantener una temperatura de unos 16ºC. Al cabo de un mes se pueden trasladar a macetas más grandes o al terreno (según el clima, si es mediterráneo mejor).

Plantación de las berenjenas

A principios de verano se pueden trasladar las berenjenas pequeñas al terreno exterior definitivo. Si el clima es muy frío se deben protegen con campanas de tipo invernadero.

Se le quitan los botones de crecimiento para que ramifique más.

También se podrían plantar las simientes directamente en el huerto, a finales de primavera para obtener la cosecha más tarde en verano.

El ciclo de la berenjena suele durar de nueve a diez meses; desde que se planta hasta que se inicia la recolección suele transcurrir 100 a 125 días, según variedades y época del cultivo.

Algunos cuidados a tener en cuenta:

A las berenjenas les va muy bien que se les aten unas cañas para guiar los tallos principales, ya que así soportan mejor el peso de sus frutos.

Si se cortan los extremos superiores cuando alcanzan los 60 ó 70 cm, los frutos crecerán mán hermosos.

Es importante aclarar los frutos, es decir, dejar las flores justas para que produzcan unas cinco o seis berenjenas de máxmo a la vez.

Necesitan que se mantenga la humedad del suelo pues crecen gracias a la combinación de calor y humedad.

HISTORIA

La berenjena procede de la región de Assam y Birmania.

Fué traída por los árabes y pronto llegó al Norte de África donde fue rápidamente adaptada por los pueblos mediterráneos. Después llegó a Europa con la invasión árabe del siglo VIII.

Los médicos europeos pensaban que era incomestible y sentaba mal y por eso la berenjena se cultivaba como planta ornamental. La consideraron culpable de fiebres y crisis epilépticas de sus pacientes, hasta el extremo de que era conocida como Solanum insanum, es decir, insana, inapropiada para el consumo y causante de locura. Hasta que Linneo juzgó exagerada la cuestión y cambió la denominación por solanum melongena, que significa manzana mala, pero sedante.

Hasta el siglo XIX no aparece en los libros de cocina, y sólo se mantenía como recurso de las cocinas meridionales italiana, griega o andaluza.

Cosecha de berenjena
Cosecha de berenjenas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.